Ensalada de quinoa y granada

A pesar de que la quinoa es un alimento muy completo, apenas la cocino porque no me entusiasma mucho su sabor. Supongo que es cosa de ir probando recetas. Aunque con toda la problemática que hay en torno a su cultivo (como con tantos otros alimentos, para qué engañarnos), creo que no va a ser un alimento que esté presente a menudo en mi despensa.

Es importante enjuagarla muy bien antes de cocerla, pues si no se hace no se elimina un componente químico o algo así (no lo recuerdo bien) que hace que esté amarga. Muy amarga. La primera vez que la cociné no lo sabía y tuve que tirar casi todo el plato. Las siguientes y pocas veces que la he cocinado la he enjuagado bien y no ha salido amarga.

Uno de los platos que probé hace un tiempo con quinoa y que me gustó lo descubrí en esta web, una ensalada de quinoa y granada a la que yo decidí hacer alguna que otra modificación a mi gusto, como por ejemplo añadir garbanzos.

Es una receta fácil de preparar y que en menor cantidad (pues con esos ingredientes sale un buen plato) está bien como acompañamiento de otro plato.

Ingredientes

  • 2 tazas de quinoa bien enjuagada y escurrida.
  • 4 tazas de agua.
  • 1 taza de garbanzos cocidos y escurridos, o más si se prefiere.
  • 1 taza de semillas de granada.
  • 1 taza de cebolla roja picada.
  • 1 taza de tomate troceado.
  • 1 taza de pimiento en cubitos.
  • 1 taza de pepino en cubitos.
  • 1/2 taza de zanahorias en juliana.
  • perejil picado.
  • aceite de oliva.
  • zumo de limón.

IMG_20130705_171302

La foto no se aprecia bien ya que la hice muy rápido y con una cámara patatera… 

Preparación

En una sartén con aceite de oliva salteamos a fuego medio la zanahoria y la cebolla durante unos 5 minutos. Después añadimos la quinoa, sofreímos unos dos minutos, añadimos el agua y llevamos a ebullición.

Cuando rompa el hervor reducimos el fuego y cocinamos a fuego lento hasta que veamos que la quinoa esté tierna. Después retiramos la mezcla a un recipiente grande y la extendemos bien para que se enfríe antes.

Antes de servirla añadimos el resto de ingredientes, lo mezclamos bien todo y aliñamos al gusto con zumo de limón, aceite de oliva o lo que prefiramos.

Pasta rellena (Paccheri)

Esta es una receta muy fácil del libro El nuevo libro de la cocina natural de Blanca Herp. Es un libro que me gusta porque tiene recetas sencillas y asequibles; aunque no es un libro de recetas veganas y por ello utiliza en muchas el queso y el huevo, pero en la mayoría de ellas estos ingredientes son fácilmente sustituibles o prescindibles.

En esta receta he utilizado la pasta de tipo Paccheri, aunque es válida cualquier otro tipo de pasta que se pueda rellenar.

PACCHERI

Ingredientes para cuatro raciones

  • 250 g de pasta corta hueca (paccheri, galets, canelones…)
  • 1 manojo de espinacas frescas
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 pimiento rojo
  • 4-5 tomates medianos y 2 hojas de laurel (opcional, para acompañar)
  • 2 cucharadas de nata vegetal o queso vegano cremoso (opcional)
  • salsa de tomate, orégano y albahaca (opcional)
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal y agua.
  • pimienta.

Preparación

En primer lugar hervimos la pasta en abundante agua con un chorrito de aceite de oliva y sal. Cuando está al dente, la colamos, refrescamos con agua fría y reservamos.

A continuación picamos la cebolla, el puerro y el pimiento rojo, y los salteamos durante 5 minutos en una sartén con un poco de aceite de oliva. Añadimos las espinacas (cortadas si las hojas son grandes). Rehogamos unos 2 minutos más y reservamos.

En este punto añadimos si lo deseamos la nata vegetal o el queso cremoso vegano. Rectificamos de sal y pimienta.

Con ayuda de una cuchara pequeña vamos rellenando la pasta con esta mezcla. Finalmente si queremos podemos cubrir la pasta con salsa de tomate y espolvoreamos con orégano y albahaca.

También podemos acompañar el plato con un cuenco de tomates rallados con un poco de aceite y laurel.

Mini napolitanas de chocolate

Esta fantástica, deliciosa, dulce y facílisima receta la descubrí gracias a Besa Besa Berlinesa. Es un blog genial de cocina vegetariana que os recomiendo mucho, con mayoría de recetas de repostería vegana.

Descubrí este blog hace tiempo y la verdad es que la única receta que he probado es esta: las mini napolitanas de chocolate. Pero no será por ganas de hacer más recetas del blog, pero es que guardo tantas de tantos libros, páginas, blogs y demás… ¡que no me da tiempo a más!. Pero bueno, poco a poco 🙂

He hecho esta receta varias veces y no me canso de hacerla porque es muy fácil y porque… ¡son napolitanas! ¿a quién no les gustan las napolitanas de chocolate? 😀 Cuando más ricas están es recién hechas, pues la masa de hojaldre se va endureciendo, y por eso es recomendable volver a calentarlas si han pasado unas horas desde su elaboración, para que así la masa se ablande un poco y el chocolate se vuelva a derretir en caso de que también se haya endurecido.

IMG_20130705_165700

Ingredientes

  • Una lámina de hojaldre sin ingredientes de origen animal
  • Una tableta de chocolate puro (o más, depende del tamaño de las napolitanas y de la cantidad que queramos).
  • Azúcar glas.
  • Mermelada de albaricoque o melocotón (o mezcla de azúcar y agua)
  • Fideos de chocolate para decorar.

Preparación

Lo primero de todo es preparar bien la superficie  donde vayamos a hacerlas y extender bien la masa. Yo extiendo  la lámina de hojaldre con un rodillo y sobre papel vegetal o sobre el mármol limpio.

Sea cual sea la superficie, extenderemos un poco de azúcar glas para evitar que la masa se pegue a la superficie, así como también en la parte posterior del hojaldre, ya que al pasar el rodillo para extenderla evitará que éste se nos quede pegado a la masa.

Una vez hayamos extendido la masa (tiene que quedar fina, pero tampoco demasiado para que no se rompa) ponemos a precalentar el horno a 175ºC y seguimos con las napolitanas: con un cuchillo vamos marcando el corte para hacer los rectángulos. Sobre cada rectángulo colocamos una o dos onzas de chocolate (esto depende del tamaño de las onzas del chocolate, del tamaño que queramos las napolitanas, etc.) asegurándonos que queda espacio de hojaldre alrededor como para envolver las onzas y así formar las mini napolitanas.

Una vez envueltas las onzas de chocolate con el hojaldre, colocamos nuestras mini napolitanas sobre papel vegetal en una bandeja para horno. Metemos al horno y horneamos unos 20 minutos aproximadamente, aunque es mejor ir vigilando el horno para evitar que se quemen.

Finalmente, cuando hayamos sacado del horno nuestras napolitanas, las pincelamos con mermelada (albaricoque o melocotón quedan bien) y espolvoreamos por encima los fideos de chocolate. La autora de la receta original prefiere la mermelada antes que la mezcla de azúcar y agua, y la verdad es que yo también. A mi parecer queda más rico y los fideos de chocolate o cualquier otra decoración que pongas por encima se adhiere mejor 🙂

Disculpad por la calidad de las fotos, no se ven muy bien… A ver si las cambio pronto 🙂

IMG_20130705_170808

Chili sin carne

Para hacer esta receta de chili vegano me he basado en la receta tradicional del chili y en otras tantas de las que hay por Internet. En esta versión he decidido incluir el seitán, pero puedes utilizar soja texturizada, al igual que puedes no incluir nada de esto. De cualquier manera resulta un plato delicioso, enérgico e ideal para los días fríos de invierno 🙂

CHILI

Ingredientes para unas dos personas

  • 250 g frijoles cocidos y escurridos
  • granos de maíz
  • 1 cebolla morada grande
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento verde
  • seitán o soja texturizada (opcional)
  • salsa de tomate
  • aceite de oliva
  • pimienta negra
  • comino
  • sal
  • agua
  • queso vegano rallado (opcional)
  • cebollino (opcional)
  • nachos (opcional)

Preparación

En primer lugar, debemos cocer los frijoles si no los hemos comprado ya cocidos. Para ello deberemos dejarlos una noche en remojo y a la mañana siguiente cocerlos. Los escurrimos y reservamos.

Pelamos la cebolla (a mí me gusta más morada) y la cortamos en trozos que no sean muy pequeños pero tampoco demasiado grandes. También cortamos las mitades de pimiento en trozos pequeños. A continuación sofreímos en aceite de oliva a fuego medio-bajo la cebolla y el pimiento. Cuando ambos estén algo blandos añadimos los frijoles, el seitán (si es soja habrá debido estar en remojo) el maíz, las especias y la sal y la salsa de tomate. Integramos todos los ingredientes bien y añadimos agua. Dejamos cocinar a fuego medio y apagamos cuando veamos que se ha reducido el caldo, quedando una sopa más o menos espesa.

Finalmente podemos decorar nuestro plato con cebollino, queso vegano rallado y unos nachos veganos. También podemos acompañar con guacamole.

Ñoquis ricos a lo pobre

Ñoquis ricos a lo pobre, porque están muy ricos y porque los ingredientes empleados son baratos y fáciles de encontrar. Muy original, lo sé.

gnocchis

Ingredientes para una persona.

  • ñoquis, cantidad al gusto
  • una cebolla pequeña
  • tomate triturado
  • orégano y albahaca
  • una pizca de pimienta negra
  • aceite de oliva
  • sal

Preparación

Calentamos el agua y cuando comience a hervir echamos un poco de sal y un chorrito de aceite de oliva; a continuación vertemos los ñoquis (deberemos sacarlos cuando suban a la superficie, apenas unos cinco minutos, y después escurrirlos).

Mientras picamos la cebolla en daditos pequeños y sofreímos a fuego medio con un poco de aceite de oliva. Cuando la cebolla esté más o menos dorada echamos el tomate triturado y las especias, mezclando bien y dejando unos pocos minutos en el fuego. Retiramos y servimos encima de los ñoquis.